La prioridad de ATECAL, en la situación actual, es velar por la salud de nuestros empleados y clientes. Para continuar ofreciendo el mejor servicio a nuestros clientes, apostamos por la máxima seguridad y protección en nuestras intervenciones. Explicamos nuestras recomendaciones de seguridad aquí.

Noticias

Noticias

Claves para disfrutar de un aire acondicionado saludable

El aire acondicionado es uno de los aparatos más utilizados para la climatización de espacios. Sin embargo, es necesario hacer un uso adecuado del equipo para garantizar la buena salud de las personas que hacen vida en el lugar donde está instalado.

Cuando comienza a utilizarse este aparato, las condiciones ambientales cambian, por lo que es importante aprender a usarlo con la mayor eficiencia posible. Sólo de esta forma será posible alcanzar el mayor ahorro energético posible y el bienestar de los usuarios.

Problemas generados por mal uso del aire acondicionado

Entre los problemas o dificultades que se generan como consecuencia del mal uso del aire acondicionado destacan:

Problemas respiratorios

Cuando la humedad y la temperatura cambian de forma brusca, tienden a provocar una alteración en las vías respiratorias que genera resfriados veraniegos y sequedad en la garganta.

También puede conllevar al desarrollo de infecciones e inflamaciones bronquiales.

Además, si no se realizan labores de limpieza y mantenimiento de sus filtros y componentes puede convertirse en un nido de ácaros y bacterias. Esto puede resultar realmente peligroso, en especial para las personas con afecciones respiratorias o alergias.

El mantenimiento ofrecido en nuestros planes de mantenimiento incluye las labores necesarias para que estos riesgos desaparezcan y toda la familia pueda disfrutar de un aire acondicionado saludable.

Puede llegar a afectar al sistema nervioso

Si los aparatos de climatización hacen mucho ruido, producen efectos considerables como la alteración del sistema nervioso, generando irritabilidad, ansiedad, entre otras condiciones negativas para la salud. Por esta razón los aires acondicionados más modernos reducen al máximo los niveles sonoros, logrando así un óptimo confort en todos los sentidos.

Sequedad ocular

La vista puede resecarse un poco cuando las personas se exponen mucho tiempo al aire acondicionado. Por esta razón es recomendable aislar adecuadamente los entornos a climatizar para, de esta forma, conservar la temperatura por más tiempo y no tener que hacer funcionar el equipo por tanto tiempo.

Problemas musculares

Los músculos del cuerpo tienden a sufrir por la exposición directa al aire acondicionado, por lo que genera lumbalgias, cervicalgias de moderada a grave. Para evitar esto es importante enfocar correctamente el flujo de aire del equipo.

El aire caliente tiende a subir por lo que no es necesario enfocar el aire que expulsa el equipo directamente hacia el suelo. Haciéndolo así evitaremos que las corrientes de aire frío impacten directamente en los usuarios provocándoles estos malestares musculares.

¿Cómo conservar un aire acondicionado saludable?

Consejos para disfrutar un aire acondicionado saludablePara usar el aire acondicionado sin riesgos para la salud de las personas que trabajan o viven en el lugar donde se encuentra, es necesario seguir una serie de consejos realizados por los expertos:

  • Contratar un servicio técnico especializado que haga la respectiva revisión y mantenimiento al aire acondicionado. En caso de instalar uno nuevo, se debe buscar una empresa reconocida en el sector, que garantice un trabajo de calidad.
  • Cuando utilice el aire deberemos cerrar puertas y ventanas para garantizar que el equipo pueda funcionar eficientemente.
  • Comprar un equipo que cuente con un elevado nivel de eficiencia energética. Aunque su precio sea mayor, el ahorro que proporcionan en la factura energética compensará esta inversión extra en poco tiempo. Los modelos más nuevos cuentan con el gas refrigerante R32, mucho más eficiente y capaz de ahorrar aún más energía.
  • Realizar con frecuencia la adecuada limpieza de los filtros del aparato cuando están muy sucios, en especial antes de que llegue el verano.
  • Utilizar un aparato que no provoque mucho ruido. Hoy en día se encuentran muchas opciones buenas en el mercado cuyos decibelios son tan bajos que son poco perceptibles al oído humano y no provocan molestias.
  • Asegurarse de contar con el aislamiento necesario para preservar la temperatura adecuada del espacio sin que el aire tenga que esforzarse mucho para ello.

Utilizar un aire acondicionado durante los días del verano es una de las opciones más viables que existen para mantener la comodidad en el hogar. Sin embargo, es necesario cerciorarse de que funciona de manera adecuada con el objetivo de tener buena salud entre los que lo utilizan.

Ver más

4 consejos para el mantenimiento de una caldera

El correcto mantenimiento de los equipos consigue alargar su vida útil y optimizar su funcionamiento, lo cual supone un ahorro de dinero y esfuerzo. Por eso, existen varios consejos para el mantenimiento de una caldera que todo el mundo debería conocer.

Algunos de ellos dependerán del tipo de caldera que se tenga, ya sea de gas, biomasa, eléctrica o de gasoil. No obstante, sin importar el que sea, un mantenimiento adecuado y a tiempo aportará todos los beneficios y minimizará riesgos de avería o mal funcionamiento.

Consejos para el mantenimiento de una caldera

1. Revisar llamas y ventilación

Consejos para el mantenimineto de una calderaA la hora del mantenimiento de la caldera, hay que fijarse tanto en el color como en el estado de las llamas del quemador. Una llama “saludable” es azulada, pero de un tono azul fuerte. Es importante fijarse en que no existan olores ni humo.

Si es amarilla o con aspecto ahumado es señal de que puede existir un problema, y por tanto será hora de llamar al técnico.

Más allá del tipo de caldera, todas deben contar con una buena ventilación, y el suficiente perimetral que indique el fabricante. Éste deberá estar totalmente despejado y limpio, sin objetos que obstaculicen el acceso a ella o la ventilación.

2. Comprobar los termostatos y la presión

Uno de los consejos para el mantenimiento de una caldera que se deben seguir es la comprobación regular de la presión y de los termostatos. Ya que los valores y la presión es algo que puede variar con el tiempo y puede darnos pista de un mal funcionamiento.

La presión normal en frío de una caldera está entre 1 y 1,5 bares. Al ponerse en marcha, la presión aumenta apenas un poco y al enfriarse volverá a su presión normal.

Otra cosa que se debe verificar es que el circuito de la caldera esté lleno de agua y las llaves de salida y retorno de la calefacción abiertas. Además, se tiene que revisar el indicador para saber que presenta los valores adecuados. De no ser así, hay que meter más presión o llamar a un técnico si se considera que no se puede resolver el inconveniente con el manual de instrucciones del aparato.

Los termostatos, por otro lado, deben tener la temperatura regulada: el de regulación de la caldera a 70° C y el de ambiente a 20° C.

3. Radiadores purgados

Más allá del propio equipo, otro de los consejos para el mantenimiento de una caldera es revisar adecuadamente la instalación, por ejemplo, si alguno de los radiadores hace ruido es que es hora de purgarlo. Para ello, con la calefacción parada, se abrirá la llave del radiador para que expulse el aire hasta alcanzar los 1,5 bares de presión.

Aunque no hagan ruido, al menos una vez al año antes de empezar a usar la calefacción se deben purgar los radiadores de la instalación. Gracias a esto aseguraremos que tanto la caldera como los radiadores sigan funcionando correctamente y evitar averías inesperadas.

4. Revisiones y mantenimiento

Esto es muy importante, tanto las inspecciones como las revisiones el mantenimiento son indispensables para que la caldera funcione en óptimas condiciones.

El mantenimiento periódico extiende la vida útil del equipo y consigue que funcione correctamente. Gracias a esto se logrará evitar averías y reducir el consumo energético del aparato.

Las revisiones las hace un técnico debidamente cualificado, y estas se hacen cada 1 o 2 años. Son obligatorias por ley, tal y como ordena la normativa RITE, y aseguran que la caldera esté a punto y de que funcione correctamente. Para garantizar un perfecto funcionamiento de tu equipo y cumplir con la normativa vigente, puedes contratar uno de nuestros planes de mantenimiento para calderas, infórmate sin compromiso.

Con estos consejos para el mantenimiento de una caldera lograrás que la tuya esté en perfectas condiciones por mucho más tiempo.

Ver más

Mantenimiento de un sistema de aerotermia

Una vivienda que cuenta con un sistema de calefacción que funciona por medio de aerotermia puede alcanzar un ahorro energético de hasta un 70%, en comparación con otros mecanismos de climatización. Este tipo de sistemas son capaces de lograr niveles de eficiencia muy altos, sin embargo no conviene descuidar su revisión para que así sea. Por eso, el mantenimiento de un sistema de aerotermia es algo primordial para garantizar su eficiencia.

Consejos para el mantenimiento de un sistema de aerotermia

Mantenimiento de un sistema de aerotermiaEl proceso de mantenimiento de un sistema de aerotermia debe ser llevado a cabo por un técnico experto en la materia. Sin embargo, se puede tener en cuenta estos consejos para conservarlo en buen estado:

Revisión

Realizar, al menos, las revisiones exigidas por ley, a fin de cumplir con la normativa española establecida por el RITE, vigente desde el 20 de julio de 2007. Éste reglamento obliga a que todos aquellos equipos de generación de calor de potencia inferior a 70kW se sometan a una revisión bianual para garantizar su seguridad.

Limpiar los filtros

Limpiar con frecuencia los filtros de la bomba es indispensable para que el equipo funcione correctamente y garantizar un ambiente saludable. Por lo general, cuando el aparato no calienta con la misma intensidad está avisando que es momento de limpiar los filtros. Esto se hace mientras el equipo está apagado y lo puede hacer el propio usuario, siempre siendo consciente de que son componentes delicados.

Desinfectar el equipo

Si alguna de las personas que viven en la casa sufre de alergias, es importante desinfectar la bomba de calor para evitar problemas respiratorios. Para eso hay que extraer los filtros para lavarlos y al secarlos aplicar productos bacteriostáticos o higienizantes con un rociador.

Este mismo proceso se puede llevar a cabo en todos los componentes de la bomba. Habrá que esperar al menos una hora para que se seque completamente antes de ponerlo a funcionar de nuevo.

Si no se utiliza por un tiempo

En caso de que no se vaya a usar la bomba de calor por un período largo, hay que secar todos los conductos de aire, a fin de evitar que se desarrollen y proliferen microorganismos como consecuencia de la humedad. Esto se puede hacer colocando el equipo en modo de ventilador por unas horas.

Este procedimiento hay que repetirlo al día siguiente, aunque durante menos tiempo. Luego bastará tan solo con apagarlo. Se puede encender nuevamente cuando se desee, con la seguridad de que no expulsará bacterias ni hongos causados por la humedad.

Mantenimiento de los circuitos hidráulicos de un equipo de aerotermia

El proceso de revisión de los circuitos hidráulicos de una bomba de calor es una tarea que debe llevarse a cabo por técnicos expertos, teniendo en cuenta que es algo bastante complejo ya que se trata de un aparato cuya potencia es superior a los 70 kilovatios.

Esto es muy importante porque el mantenimiento de estas bombas de calor está regulado por el Reglamento Nacional de las instalaciones térmicas en los edificios o RITE, por lo que se debe contar con la adecuada certificación por parte de una empresa que preste dicho servicio.

El proceso de mantenimiento de un sistema de aerotermia es algo que se debe llevar a cabo con frecuencia, pues se trata de una serie de acciones sencillas que garantizan su operatividad. Si desea contratar un plan de mantenimiento para su equipo de aerotermia, no dude en contactar con nosotros, nuestra amplia experiencia y nuestro gran equipo de profesionales garantizará el óptimo confort y seguridad de su hogar.

Ver más

Ahorrar calefacción en invierno

Ahora que ha llegado el frío invierno y empezamos a usar de forma intensiva nuestra calefacción debemos ahorrar calefacción teniendo en cuenta que el nivel de consumo de energía puede dispararse y llevarnos un buen susto con nuestra factura.

Por eso, es necesario tener en cuenta cuál es la mejor forma de ahorrar calefacción para pasar un invierno confortable sin necesidad de realizar un gasto excesivo y, sobretodo, usando la energía de una forma eficiente.

Consejos para ahorrar calefacción

En invierno cuando el frío aprieta podríamos pasar horas con la calefacción encendida, con el consiguiente gasto de energía y coste económico. Por ello, queremos ayudarte con algunos consejos que permitirán ahorrar calefacción durante esta época del año.

Elije adecuadamente la temperatura

No se trata de hacer de la estancia una sauna ni de pasar el mismo frío que sin calefacción. Lo ideal para ahorrar calefacción es que regules una temperatura constante en todo momento. Si evitas tener que subir o bajar mucho la temperatura de manera repentina hará que el gasto de energía esté más controlado. Los cambios bruscos de temperatura disparan el consumo de energía del equipo.

El rango ideal de temperatura se encuentra en unos 21 grados durante el día y unos 17 grados durante la noche.

Revisa el aislamiento para ahorrar calefacción

Una cosa importante es que trates de revisar que todas las puertas y ventanas de tu vivienda estén adecuadamente aisladas evitando que se filtre el aire frío. De esta forma evitará que el aire del exterior entre en la vivienda reduciendo la eficacia de la calefacción y haciendo que el gasto se dispare.

Optimiza el uso de tu calefacción

Suena complejo, pero puedes optimizar el uso de tu calefacción con un gesto tan sencillo como apagarla cuando no la estés usando. El uso de termostatos programables incrementará en gran medida el confort en el hogar pudiendo elegir las horas de funcionamiento sin preocuparnos de encender y apagar la calefacción. Además, favorecen en gran medida el ahorro del hogar.

Todo ese tiempo en que no estás en casa y dejas la calefacción puesta estarás consumiendo una energía que no estás aprovechando. Por eso es importante revisar que solo esté encendida cuando realmente sea necesario.

Cuenta con un buen mantenimiento

Otro aspecto importante que tienes que tener en cuenta para ahorrar calefacción es que es importante que tengas la calefacción en buen estado. Esto implica que puedas mantener tu calefacción en perfectas condiciones de forma que puedas evitar consumos excesivos por un mal funcionamiento o situaciones que puedan suponer un riesgo para tu salud. Si deseas contratar un plan de mantenimiento para tu equipo BAXI o DeDietrich no dudes en pedirnos ayuda.

No olvides abrigarte

Visitendo acorde a la época del año no será necesario tener que añadir grados de más a la temperatura de la calefacción, Aunque pueda parecer algo lógico esto no siempre ocurre. Por ello, mejor dejar la manga corta para la llegada del buen tiempo.

Sin duda, conseguir ahorrar calefacción es algo más sencillo de lo que piensas si sigues estos simples consejos. No requieren mucho tiempo ni excesiva atención, pero incorporando estas acciones en los hábitos del día a día seguramente disfrutarás de inviernos calentitos sin disparar la factura energética.

Ver más

Celebrar la Navidad de manera sostenible

Ya viene la Navidad y con ella un gran número de reuniones sociales, fiestas y celebraciones, entre otros eventos importantes. Sin embargo, no se puede dejar de lado la importancia que tiene el ahorro energético en Navidad.

Y es que hoy en día es una necesidad inclinarse hacia el uso y consumo de materiales sostenibles en pro del bienestar del planeta y las próximas generaciones. Para disfrutar de un verdadero ahorro energético en Navidad sin renunciar al confort, es recomendable seguir una serie de consejos.

Cumplir con las pautas de ahorro energético en Navidad es sinónimo de ahorro de dinero y reducción de contaminación ambiental. En realidad, es algo bastante sencillo con lo que se puede disfrutar mientras se cuida el planeta.

Según los expertos, los españoles tienen gastan alrededor de 20 euros más en electricidad a causa de los adornos navideños. A todo esto, se le añade el uso de varios electrodomésticos, calefacción, entre otros factores que provocan un aumento en la factura del servicio eléctrico.

Tips de ahorro y eficiencia energética para Navidad

– Envíe tarjetas de felicitación electrónicas. Así se evita el consumo de papel.

– Si se hace algún regalo a un niño, hay que procurar que no requiera el uso de pilas o que sean juguetes recargables.

– Las fiestas o celebraciones navideñas del trabajo pueden organizarse en recintos a los que se pueda llegar en transporte público. Incluso se puede elegir un restaurante al que lleguen todos los invitados fácilmente caminando.

– Si se utilizan luces decorativas, las de tipo LED son una excelente alternativa para ahorrar energía. Es importante utilizar una cantidad de luces adecuada para la decoración, evitando los excesos.

– A la hora de ir a hacer compras, lo más adecuado es utilizar el transporte público. Siempre es mejor dejar el coche en casa.

– Evite el uso de platos, utensilios o vasos de plástico. Así se reduce la cantidad de desechos sólidos que se generan durante el mes de diciembre a escala mundial.

– No es necesario dejar encendidas las luces navideñas de la decoración, el belén y el árbol durante toda la noche. Deben utilizarse solo durante unas horas por la noche.

– Se debe separar todos los residuos sólidos que se producen de las fiestas, clasifícalos para su reciclaje.

– A la hora de cocinar, hay que optar por las ollas exprés en vez de las cazuelas. En caso de que se use estas últimas hay que recordar que es importante taparlas para que el proceso de cocción sea más rápido y efectivo.

– A la hora de hornear algún plato hay que evitar abrir con frecuencia la puerta del horno, a fin de evitar una pérdida de calor que representa un consumo de energía mayor.

– Hay que evitar colocar alimentos calientes dentro del frigorífico porque esto incrementa su consumo energético.

– Es recomendable utilizar el lavavajillas solamente cuando esté totalmente lleno.

Estas recomendaciones tan sencillas te ayudarán a disfrutar de unas fantásticas y sostenibles fiestas Navideñas, sin registrar un consumo energético elevado.

Ver más

Nueva app para clientes

Gestione y acceda al mantenimiento de sus equipos desde el ordenador o smartphone